Del tenis profesional a CEO de una compañía: la historia de Tomás Giovanetti, el joven emprendedor que marcó la industria del gaming

Con tan solo 16 años, en plena preparación para iniciar su carrera como tenista profesional, el emprendedor creó un juego que marcó su vida y fue el punto de inicio para crear TGA (The Gaming Agency), una empresa especializada en ‘Corporate Gaming’ que hoy atrajo la mirada de grandes marcas. Su historia.

Del tenis profesional a CEO de una compañía: la historia de Tomás Giovanetti, el joven emprendedor que marcó la industria del gaming

“Como ganar dinero desde casa”. Lo que parecía una simple búsqueda en Google, terminó siendo el mejor de los destinos para Tomás Giovanetti, un joven tenista promesa que, en plena preparación para competir en las grandes ligas, se encontró con el universo de otro deporte: el gaming. Es que, luego de haber indagado por el buscador y toparse con un YouTuber español experto en el tema y que afirmaba que se podía ganar dinero creando videojuegos, decidió crear el suyo.

“Ambos, luego de varias calls y con el acompañamiento de Jordi, les mentí a mis padres diciéndoles que quería ser tenista profesional, y como soy hijo único y siempre me apoyaron en todas las decisiones que quise tomar, me acompañaron y con la premisa de tener más tiempo para dedicarme al tenis, junto a Jordi, decidimos crear un juego de terror”, revela en conversación con Multitaskers.

Con los conocimientos y el “backup técnico”, solamente faltaba la inversión. En busca de encontrar el apoyo económico, decidió emplear sus habilidades para jugar al ‘ImperiumAO’ (videojuego de estrategia) y vender, a otros jugadores (por dinero real), las armas y riquezas que ganaba in-game. Así, logró recaudar los $16.000 pesos con los que arrancó TGA, en su momento Tomas Giovanetti Alejandro, hoy The Gaming Agency.

La expansión

De a poco, TGA empezó a dar sus primeros pasos. El primer eslabón clave de su expansión fue su primera obra denominada “You Deserve”. El juego, que incluyó al bullying como complemento, logró vender más de 25.000 copias a un valor de u$d 9.99 y acaparó la mirada de los medios que, sorprendidos por la corta edad de su creador, difundieron la propuesta.

En el medio de este lanzamiento, su padre Alejandro, quien lo acompaño desde sus inicios, introdujo a su mentor, hoy shareholder de TGA, Gabriel, CEO de una compañía de Oil  & Gas en medio oriente, quien luego de este exitoso lanzamiento, lo ayudó a crear su propia empresa de gaming. Fue así como, con el tiempo, se fue gestando el equipo que llevaría a TGA a trabajar con empresas y organizaciones como Telefónica, 47 Street, La Cámara Argentina de Mineros o La Asociación Argentina de Polo.

Dentro de su grupo de referentes, el propio emprendedor, remarca la presencia de Nicolas Tibaudin “un amigo muy cercano” y el actual Director Comercial de TGA quien fue “una de las personas que me acompaño a lo largo del camino” y el rol de su novia, Agustina, “una de los
principales motores de mi crecimiento”. Más adelante, con la decisión de profesionalizar el management, el creador de “You Deserve”, comparte la adhesión de dos advisors claves: “La última gran incorporación es Mario Dellacqua, el último presidente de Aerolíneas Argentinas, y Julio Alfonsín, que se incorporó como miembro del board y asesor financiero y que en su pasado fue CFO de la división Sur de Arcos Dorados y CEO de Freddo”, detalla.

Y así fue como el proyecto comenzó a gestarse y modificar sus bases para adentrarse finalmente, de lleno, al Corporate Gaming: “El proyecto fue evolucionando ya que me di cuenta de que nuestro foco para generar valor, al igual que con la transmisión de conocimiento con el bullying, estaba en desarrollar juegos para empresas con la misma modalidad de utilizar al gaming como un canal de comunicación entre la corporación y la juventud a través de la diversión”, explica.

Claves para crecer

Fueron varias las claves que potenciaron el emprendimiento y permitieron que la empresa, hoy, trabaje en conjunto con otras compañías de gran envergadura. Entre ellas, Giovanetti explica que, a la hora de desarrollar un emprendimiento, fue fundamental crear una base sólida: “Construir sabiendo que el piso es firme es más fácil que sobre un territorio inestable”, sostiene. Otro punto importante, para el joven emprendedor, es la capacidad de rodearse de un equipo “capaz, experimentado y de confianza” ya que es “un factor de éxito en los startups” y permite que el entrepreneur “pueda delegar la carga operativa sin tener que preocuparse de si el trabajo va a hacerse o no”.

A la hora de recomendar a otros jóvenes entusiastas, el fundador de TGA comparte al sitio que “hay que ir de menos a más” y comparte: “Realmente no pude aplicar mucho la técnica en mis inicios, pero es un pilar de apoyo que empleo en mi día a día sin descuidar ni saltear ningún paso de un crecimiento orgánico”.

Como cierre, Giovanetti, aconseja a todos los lectores, y da un mensaje final para todos los entusiastas que se unen al mundo emprendedor y quieren materializar sus ideas: “Uno tiene que saber prepararse y buscar la oportunidad de éxito. En mi experiencia recomendaría ser muy cuidadoso y meticuloso con cada decisión importante y con los conejos recibidos ya que tengas el equipo operativo que tengas, a veces el salto de crecimiento se provoca siguiendo los instintos de uno”.

De “viciar” a los juegos, a crearlos, Tomas Giovanetti es un gran ejemplo de que, si uno quiere, con firmeza y deseo, todo es posible.

 

Autor: Mariano Tomás Ylarri

¿Qué te gustaría leer?

Suscribite al Newsleter Multitaskers

No hagas negocios sin ella